EN SÍES MESES SE REPORTAN 2 MIL CRÍMENES ATROCES EN MÉXICO

México.- Durante el primer semestre de 2020 se registraron al menos 2 mil 124 “atrocidades” en el País, principalmente en el Estado de Guanajuato, Michoacán y Jalisco, reportó Causa en Común. La organización definió las “atrocidades” como el uso intencional de la fuerza física para causar muerte, laceración o maltrato extremo.

Entre los eventos que catalogados como “atrocidades” están la profanación de cadáveres, masacres, torturas, descuartizamientos y asesinatos de menores de edad y periodistas.

Causa en Común obtuvo el número de “atrocidades” a partir de mil 272 notas periodísticas.

En un estudio, indicó que en enero se detectaron 198 notas; en febrero 174, en marzo 193, en abril 237, en mayo 235 y en junio 235.

Guanajuato es la entidad donde se detectaron más eventos, con 203, seguida de Chihuahua y Michoacán, con 97 cada una; Estado de México, con 85; Puebla y Guerrero, con 77 cada una.

En los siguientes lugares están Veracruz, con 70; Baja California, con 62; Jalisco, con 53; y Sinaloa, con 46. Los estados con menos “atrocidades” son Baja California Sur y Campeche, con uno cada uno.

Titulado “Galería del Horror. Atrocidades registradas durante el primer semestre de 2020”, el estudio indica que la “atrocidad” más frecuente fue la profanación de cadáveres, con 469.

Después está “masacre”, con 368; tortura, con 336; descuartizamiento, con 314; “calcinado”, con 281; asesinato de menores de edad, con 168, y feminicidio agravado, con 51.

Además, intento de linchamiento, con 41; asesinato de defensores de derechos humanos, con 17; asesinato de políticos, con 17; mutilación, con 14; y “terrorismo”, con 13, entre otros.

“Estos números son escalofriantes y nos hablan de un grave problema en el País”, expresó la investigadora de Causa en Común, Belén Barrera, durante la presentación virtual del estudio.

“Es fundamental mirar el horror detrás de toda esta numeralia”.

El estudio agrega que en el mismo periodo enero-junio se registraron al menos 2 mil 802 víctimas de actos de violencia extrema o “atrocidades”. Nuevamente Guanajuato ocupó el primer lugar en ese rubro, con 537 víctimas; Michoacán está en el segundo lugar, con 270, y Jalisco en tercer sitio, con 205.

María Elena Morera, presidenta de Causa en Común, advirtió que los hechos aberrantes de violencia se multiplican en el País.

“De esta manera no sólo vamos normalizando los miles de asesinatos que se cometen cada mes, sino que también vamos normalizando linchamientos, descuartizamientos y masacres”, manifestó.

“Lo que está pasando es que la violencia cada vez más toca la puerta de miles de hogares, ésta alcanza a más mexicanos y lo está haciendo de una manera atroz”.

La activista alertó que este tipo de hechos son cometidos no necesariamente por el crimen organizado, ya que también está extendida la violencia familiar, comunitaria y social.

“Todas estas historias acumuladas presentan un mosaico de dolor y de crueldad que se esconde detrás de las cifras de incidencia delictiva; de ninguna manera pretendemos decir que hay dolores mayores que otros dependiendo del tipo de crimen que se cometa, solamente queremos mostrar de otra manera los niveles de crueldad criminal que padece nuestro País”, externó.

El investigador del Seminario sobre Violencia y Paz del Colmex, Jacobo Dayán, advirtió que estos “hechos atroces” se han cometido en todo el territorio nacional y que ocurren con absoluta impunidad y sin reacción alguna de las autoridades.

“Además de la Guardia Nacional, qué está haciendo el Gobierno federal para el fortalecimiento de Policías, nada, qué estamos haciendo para generar capacidades de Estado, nada”, sentenció.

“Estamos esperando que la violencia desaparezca a partir de programas sociales; en el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador parece ser, según él, que todo esto está resuelto porque ya llegaron los puros de espíritu… Se trata no sólo de la gravedad de los delitos, sino también del horror y lo que se esconde detrás de los silencios”.

Declaró Ina Zoon, coordinadora de proyectos de justicia penal en América Latina de Open Society Justice Initiative.

DBT

error: ¡El contenido está bloqueado!