GOBERNADOR ACUSA AL GOBIERNO DE AMLO DE NO AYUDAR, Y LO AFRENTA

MÉXICO – El Gobernador de Puebla, Miguel Barbosa Huerta, ha comenzado una afrenta con el Gobierno federal por la falta de apoyo para combatir la pandemia de COVID-19.

El mandatario por Morena acusó que el Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) maquilló las cifras de insumos entregados, y dijo que también están ocultando los verdaderos porcentajes de ocupación en hospitales, con la finalidad de que el estado atienda a enfermos de otras entidades.

Al respecto, el Presidente López Obrador dijo que se atenderá a Puebla por el crecimiento en número de contagios y precisó la Subsecretaria de Gobernación, Diana Álvarez, estará a cargo de vigilar que no falte nada en el estado.

“Se va a atender Puebla porque está creciendo el número de contagios, ya lo mencioné, así como el valle de México, ahora hay otros sitios que requieren apoyo y un estado y la capital de Puebla va a ser reforzada. O sea, todos vamos a ayudar para que se tengas las camas, las instalaciones, médicos, especialistas, todo. Hoy tenemos esta reunión en la noche. Vamos a nombrar a un representante del Gobierno federal en cada uno de los estados para estar pendientes. Ya les puedo decir que la Subsecretaria de Gobernación, Diana Álvarez, va a estar en Puebla”, detalló durante su conferencia matutina.

Esto sucede luego de que el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador informó que Puebla tiene una disponibilidad del 75 por ciento en las camas generales de los “Hospitales COVID-19”, y de un 78 por ciento en las camas de terapia intensiva que cuentan con un ventilador de respiración asistida para atender a los enfermos críticos de COVID-19.

A lo cual, el mandatario respondió que en el estado existe capacidad de respuesta, pero no al grado que informa la federación, ya que se encuentra en el punto más crítico de la pandemia con aumentos severos de contagios y enfermos que requieren hospitalización.

Aceptó que los “Hospitales COVID-19” han comenzado a tener presión en la atención y el equipo especializado para atender a los enfermos y, por ello, han decidido extender el plan de reconversión de nosocomios.

Señaló que los porcentajes falsos, informados por la federación, sobre la disponibilidad de camas es parte de una estrategia para que los enfermos de coronavirus de la Ciudad de México y del Estado de México sean atendidos en el territorio poblano.

Aseguró que el estado únicamente se encargará de cuidar a los poblanos contagiados, pues la federación no ha ayudado al estado para dar batalla a la enfermedad, que ya ha alcanzado a 866 habitantes y ha cobrado la vida de 188 personas.

“Sí tenemos capacidad de respuesta, pero no así como lo están mencionando, y aquí vamos a cuidar a los poblanos, nadie nos ha ayudado, aquí nos vamos ayudar solos así de simple (…) Nosotros tenemos ya una presión en nuestros Hospitales COVID para recibir hospitalizados y por eso llamo a todos a la responsabilidad”, expuso.

MSN

error: ¡El contenido está bloqueado!