SEGURIDAD PRIVADA REFUERZA VIGILANCIA EN EDOMEX, JALISCO, OAXACA Y SINALOA POR POSIBLES SAQUEOS

MÉXICO – Las Agrupaciones de Seguridad Unidas por México (Asume) acordaron colaborar como auxiliares en las labores de vigilancia durante la pandemia de Covid-19 con las secretarías de Seguridad Pública de los estados de México, Jalisco, Oaxaca y Sinaloa, para reportar cualquier emergencia que se desarrolle, entre ellos posibles saqueos en tiendas de autoservicio, la ubicación de tumultos de personas, cualquier emergencia policial y de salud, como ya se realiza desde principios de abril en la Ciudad de México y Nuevo León.

Los integrantes de Asume se reunieron de manera virtual con los funcionarios estatales nombrados por  gobernadores o secretarios de seguridad pública para coordinarse, señaló Armando Zúñiga Salinas, presidente de los empresarios de la seguridad privada, quien agregó que están a la espera de una respuesta por parte  de los estados que aún no lo han hecho, “porque creemos que hasta el momento el acuerdo ha sido benéfico para todos”.

Consideró que lo que ha generado mayor preocupación en el sector durante la pandemia han sido los saqueos a comercios, luego la violencia contra los médicos en los hospitales y ahora la violencia doméstica.

La Asume aseguró que los convenios se llevan a cabo como resultado de la declaración de las medidas de seguridad sanitaria dictadas por la Secretaría de Salud federal, al catalogar las acciones de la industria de la seguridad privada dentro de las esenciales, por ello pueden seguir sus actividades durante la pandemia, y de la circular del secretario de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), Alfonso Durazo, para que las empresas formales del sector, debidamente identificadas, continúen desarrollando su trabajo de manera normal, con las medidas de prevención e higiene suficientes.

Agregó que a partir de estas decisiones gubernamentales, los dirigentes de las 32 asociaciones más representativas de la seguridad privada llevan a la fecha siete reuniones virtuales, con el fin de coordinar los trabajos de colaboración con  autoridades para prevenir el delito, objetivo , dijo, que se ha logrado hasta el momento porque salvo los primeros casos que se dieron a mediados de marzo tras algunos saqueos, la respuesta de autoridades y la colaboración de las empresas de seguridad privada, lograron reducir al mínimo estos actos de rapiña.

“Todo va marchando bien en nuestra colaboración, pero tampoco nos confiamos. Estamos atentos a las concentraciones, vigilando las redes sociales, las concentraciones cerca de las tiendas, para evitar los saqueos, los robos a empresas o, incluso, la extorsión telefónica” añadió Zúñiga Salinas

La Jornada

error: ¡El contenido está bloqueado!